martes, 18 de mayo de 2010

IN MEMORIAM: JUAN JOSÉ CARBÓ Por J. M. Varona “Che”

Nos toca dar la triste noticia de que nuestro amigo, compañero y colega en el oficio de la historieta “CARBÓ” se nos fue entre las diez y las once de la noche del sábado 15 de Mayo actual, después de un periodo de lucha contra sus problemas de salud, que al ir en aumento, terminaron por acabar con su vida.
Juan José Carbó Gatignol “Carbó” nació en Sueca el 19 de marzo de 1927 en donde cursó sus primeros estudios y en donde se aficionó a las bellas artes, en gran parte, siguiendo los buenos consejos del que fue su profesor de dibujo y pintura Alfredo Caros.
Terminada la Guerra Civil la familia Carbó se trasladó a Valencia, pero no fue hasta el año 1949 en que inició su andadura profesional de la mano de la Editorial Gong de Valencia, para la que creó el personaje Don Homobono que paseó sus aventuras en la revista Cubilete, con la que Juan Carbó se sintió muy a gusto, rodeado de compañeros de la talla de Frejo, José Luis Macías, Alberto Peris y otros con los que a posteriori coincidió en la Editorial Valenciana a la que se incorporó allá por los años 50, llegando a convertirse en uno de sus dibujantes fundamentales que ayudaron a consolidar la llamada Escuela Valenciana del Tebeo, junto a compañeros como Soriano Izquierdo, José Sanchis, Karpa, Lanzón, Nin, Serafín, Palop Liceras, Rojas de la Cámara, Grema, Enrique Cerdán, Edgar, Castillo, Macías, Alamar, Peris, Gago, Quesada, Vañó, y muchos otros. En Valenciana colaboró en las revistas Jaimito y Pumby dando vida a personajes como Robustiano Fortachón, El Penado 113  e Ivanchito, junto a páginas de divulgación.
 También dibujó para la Editorial Bruguera, la revista El Coet, el suplemento infantil Pipa y la revista Receso. Carbó no quiso vivir exclusivamente del dibujo lo que le llevó a trabajar como funcionario en la Seguridad Social, algo importante para un profesional como él, sobre todo, después de la debacle que sobrevino al sector al cierre de la Editorial Valenciana y otras editoriales, allá por los años 80.
A pesar de los inconvenientes, Juan José Carbó nunca dejó de dibujar colaborando en determinadas publicaciones de dentro y fuera de España y tomando parte en exposiciones como la de Tebeospain –organizada por la AACE (Asociación de Autores de Cómic de España)- celebrada en el 2003 en el recinto de San Miguel de los Reyes de Valencia, y otras, como las de Humor Social organizadas por la Universidad de Alicante –y FECO- que en el 2006 le otorgó el Premio Notario de Humor junto al gallego Xaquín Marín. De igual manera tomo parte en otras exposiciones. En 2007 la falla Chiva-Francisco de Llano dedicó su monumento fallero al tebeo valenciano; el diseño fue obra de Juan Carbó. Más recientemente la Universidad de Valencia le concedió un premio por un trabajo en defensa del medio ambiente.
Al final todo quedó atrás y el lunes 17 su familia, un grupo formado por gente amiga y un buen puñado de profesionales, le dimos el último adiós en Valencia. Descanse en paz.

J. M. Varona “Che”
Mayo 2010